Marcos de ciberseguridad: todo lo que necesita saber

5 de noviembre de 2021

En la actualidad, mantener la seguridad de la información es uno de los desafíos más complejos y difíciles a nivel empresarial, en especial, porque requiere un conocimiento especializado y la integración de los equipos en pro de la protección de los datos. De esta manera, implementar marcos de ciberseguridad se ha transformado en una condición fundamental para la eficiencia operativa de los negocios.

Pero, en definitiva, ¿qué son los marcos de ciberseguridad y de qué forma evitan la acción de los cibercriminales?

Si deseas conocer este tema a detalle, ¡te sugerimos que continúes leyendo nuestro artículo!

En las próximas líneas encontrarás todo lo que siempre quisiste saber acerca de los marcos de seguridad cibernética y entenderás por qué es imprescindible implementar acciones sólidas en las empresas.

¡Síguenos con atención!

Entiende qué son y cuáles son los principales tipos de marcos de ciberseguridad

Con el frenético avance tecnológico, también evolucionan las técnicas de ataques cibernéticos por lo que adoptar medidas preventivas y ciertos cuidados configura una cuestión básica de existencia y continuación comercial.

No obstante, muchas empresas siguen manifestando resistencia cuando hablamos de ciberseguridad y esto se refleja claramente en una investigación realizada por Kaspersky que señala que apenas el 45% de las organizaciones mexicanas han implementado medidas extras de protección luego de enfrentarse a un incidente.

En efecto, ese es un dato preocupante principalmente si ponemos en la balanza que la sofisticación de las amenazas se hace cada vez más evidente en los resultados extraordinarios obtenidos por los grupos o individuos maliciosos. 

¡De ahí la necesidad de conocer y saber cómo implementar medidas de protección y seguridad como los marcos de referencia!

Los marcos de ciberseguridad demandan trabajo, no obstante permiten a las organizaciones aclarar sus estrategias y medidas de seguridad de la información.

Básicamente, un marco de ciberseguridad es una guía que aporta el método y la estructura necesaria para proteger los documentos y archivos digitales más importantes de un negocio.

De manera más específica, podemos definirlos como un sistema de pautas, estándares y buenas prácticas que fomentan una gestión de los riesgos mucho más efectiva en términos de prevención, soluciones y respuestas.

En lo que concierne a sus objetivos, tienden a coincidir con los retos de seguridad corporativa como es el caso de mitigar la probabilidad de accesos no autorizado adoptando para eso, un eficiente sistema de control.

De hecho, en un primer momento el concepto puede parecer absurdamente confuso, sin embargo, al asociarlo con la expresión original inglesa “framework”, todo comienza a hacer sentido.

En el ámbito informático, un framework consiste en un mecanismo de organización de la información, y aplicación de mejores prácticas. Por lo tanto, se relaciona directamente con aspectos de mejora en la postura de seguridad dentro de las organizaciones.

Así pues, los marcos de seguridad son diseñados para proporcionar a los responsables, mecanismos, herramientas y medios suficientes para reducir el riesgo cibernético, independientemente de la complejidad del ambiente.

En lo que se refiere a la esfera legal, la adopción de marcos de referencia favorece el cumplimiento de las normas industriales, estatales e internacionales responsables no solo de regular las actividades en el ámbito digital, sino también de garantizar la integridad y disponibilidad de la información.

En cuanto a los tipos de marcos, es posible dividirlos en 3 grupos diferentes:

1. Control

El inicio de una estrategia de ciberseguridad demanda la consideración de una serie de factores, entre ellos, la inmadurez del negocio bajo la óptica de la seguridad y de las Tecnologías de la Información, TI. Así, estos marcos de referencia deben:

  • Estructurar una estrategia básica y efectiva proporcionando un conjunto básico de controles a los equipos de seguridad.
  • Detectar el nivel técnico actual.
  • Poner en el centro de las decisiones a los controles.

2. Programáticos

Los marcos programáticos tienen como finalidad analizar el estado actual del programa de seguridad y priorizar la integración de programas abarcativos alineados con las necesidades del negocio.

Asimismo, son marcos que buscan simplificar la comunicación entre los gestores y los profesionales de seguridad cibernética y analizar el nivel de competitividad de las acciones de protección.

3. Riesgos

Los marcos de riesgo son imprescindibles para que los gestores de ciberseguridad garanticen que están administrando el programa de forma eficiente. 

De este modo, estos marcos estructuran, definen pasos claves de análisis y evalúan los programas de gestión del riesgo al paso que ayudan a encontrar alternativas que prioricen el cumplimiento de las acciones de seguridad.

Importancia de los marcos para la seguridad cibernética de un negocio

Los frameworks o marcos son útiles para los gestores corporativos principalmente porque crean modelos de construcción de programas de seguridad de la información gestionando riesgos y combatiendo debilidades. Para ser realmente efectivo, este conjunto de enfoque debe incluir:

  • Normativas y políticas de seguridad.
  • Controles tecnologicos de seguridad.
  • Mediciones para reducción de riesgos.

En lo que se refiere a su mecanismo de funcionamiento, generan una estructura de protección y establecen una política de seguridad de datos fundamentada en la integridad, seguridad y disponibilidad de la información.

Al considerar todos los aspectos tratados hasta el momento, es nítida la relevancia de los marcos en el ámbito corporativo, ya que permiten a la empresa ampliar su campo visual y por ende, implementar las mejores prácticas de protección.

En definitiva, los frameworks son extremadamente importantes para establecer capas y controles de ciberseguridad que sean capaces de enfrentar desde pequeños ataques hasta intentos muy sofisticados de conductas maliciosas.

Descubre las ventajas y retos de los marcos de seguridad cibernética

Para ayudarte a entender a profundidad la relevancia de los marcos y complementar lo que hablábamos en el punto anterior, decidimos separar un apartado especialmente para explicar sus ventajas. 

No obstante, creemos sumamente necesario aclararte algunos puntos negativos de su adopción principalmente para que tu planificación sea consciente y dirigida hacia la atención de las necesidades de tu negocio.

Así que, a continuación, te brindamos tanto sus ventajas como sus desventajas para que luego, las pongas en la balanza y puedas decidir tu estrategia seleccionando las medidas que mejor se ajustan a su realidad.

Ventajas

Los frameworks de referencia ofrecen las siguientes ventajas:

Optimiza los controles de seguridad

Estos marcos fortalecen la seguridad empresarial, generando más confianza y protegiendo los datos del negocio y de los clientes.

Como involucra una serie de reglas y normas, el marco tiende a afectar todos los tipos de datos que circulan en la empresa mejorando, incluso, la accesibilidad de personas debidamente autorizadas.

Gestiona riesgos con eficiencia

Anteriormente, mencionamos que las amenazas evolucionan rápidamente siguiendo el ritmo de la intensificación de la transformación digital en los negocios. 

De hecho, para evitar que la empresa se convierta en un blanco fácil, es indispensable gestionar riesgos mediante frameworks que trabajan con procesos y medidas cuya finalidad es asegurar la protección contínua de los datos.

Apoya a la administración de vulnerabilidades

Los marcos de referencia permiten un mayor control de las vulnerabilidades de los sistemas y de los riesgos que pueden afectar el funcionamiento de una empresa. Para lograr este resultado, es fundamental:

  • Evaluar las entradas, transferencias y salidas de los datos de manera continua.
  • Recurrir al análisis de manera continua para identificar prioridades.
  • Elaborar planes de contingencia que permitan lidiar con imprevistos y minimizar los daños.

Cumplimiento

Es interesante que la empresa incluya en su plan de seguridad, buenas prácticas de gobernabilidad como las auditorías permitiendo así garantizar una evaluación efectiva de las conductas de seguridad de la información.

De esta manera, más allá de considerar marcos efectivos, la empresa debe asegurar que los estándares adoptados estén en conformidad con la normativa empresarial en especial para cerciorarse de que sus acciones se estructuren y puedan modificarse de acuerdo con la realidad y con las necesidades del negocio.

Organización y productividad

La consideración de un framework contribuye a identificar prácticas de seguridad permitiendo de este modo, detectar cuáles tareas deben realizarse con urgencia y cuáles pueden esperar.

Dicho en pocas palabras, la adopción de marcos fomenta la productividad de los equipos de seguridad, algo imprescindible para promover un intercambio de de información segura y salvaguardar los datos importantes de la empresa.

Retos

Al llegar a este punto del artículo, es posible que no identifiques retos relacionados con la implementación de los marcos de referencia, sin embargo, existen y, deben considerarse los siguientes aspectos:

  • La implementación de marcos requiere un alto nivel de conocimiento que si no lo tienes, es sumamente importante que recurras a una alianza estratégica que pueda brindarte todo el apoyo necesario.
  • No disminuye los costos organizaciones a corto plazo por lo que configura una solución interesante cuando el objetivo es promover la seguridad de los datos de manera sistemática y considerando horizontes de mediano a largo plazo en cuanto a su retorno financiero, sin embargo es muy importante no perder de vista este esfuerzo.
  • No es un es esfuerzo independiente requiriendo así, el apoyo de todos los equipos de trabajo. Es decir, si los grupos no se unen en pro de su cumplimiento y, por consiguiente, de la seguridad de los datos, la medida puede fracasar.

¡Muy bien!

Ahora que cuentas con información fiable, relevante y útil acerca de los marcos de referencia de seguridad de la información, es interesante que aprendas más sobre los frameworks más usados en la actualidad. Para eso, ¡lee el próximo apartado!

Principales marcos de seguridad en la actualidad

A continuación, descubre cómo los marcos de referencia pueden ser útiles para garantizar la seguridad de la información conociendo aspectos relevantes de los modelos más conocidos.

NIST CSF

El marco de Ciberseguridad del Instituto Nacional de Estándares y Tecnología fue creado por el Departamento de Comercio de los Estados Unidos. Popular en el mercado, este marco es relevante para todas las empresas tanto nacionales como internacionales que deseen optimizar la protección de sus datos, independientemente de su tamaño y rubro.

En términos generales, podemos decir que este modelo tiene como finalidad evaluar y mejorar la capacidad de prevención, detección y respuesta a los ataques cibernéticos. Tanto es así que, debido a su eficiencia, una investigación de SANS indica que se ha convertido en el preferido de las organizaciones posicionándose así como parte esencial de la gestión de riesgos empresariales.

De hecho, adoptar NIST demanda la consideración de 5 puntos de referencia:

Identificación: 

Abarca el análisis del ambiente para gestionar adecuadamente los riesgos inherentes a los datos, recursos, sistemas y activos.

Protección

Desarrollo e implementación de las prácticas efectivas para limitar el impacto de ataques cibernéticos.

Detección

Importante para identificar anomalías mediante un monitoreo continuo de seguridad, apoyado por los procesos y procedimientos de identificación de amenazas.

Respuesta

Ejecución de acciones en carácter inmediato como respuesta a las amenazas de seguridad identificando el riesgo, corrigiendo la vulnerabilidad y abriendo espacio para la recuperación.

Recuperación

Implementación de acciones para la recuperación de servicios o recursos afectados por las fallas o incidentes de seguridad.

CIS CONTROLS

Utilizado tanto por grandes como por pequeños negocios y startups, este control de seguridad permite incorporar una estructura confiable promoviendo así, la privacidad de los negocios.

De manera general, el modelo tiene como objetivo disminuir la superficie de ataques, evitar el robo de propiedad intelectual o de información estratégica y proteger a la organización contra ataques avanzados como es el phishing y ransomware.

Para implementar el modelo CIS, es importante considerar 3 etapas:

Identificación del ambiente de seguridad, grupo básico

En esta primera etapa, el gestor debe recabar información sobre los softwares y dispositivos usados para acceder a los datos corporativos y estimular el compromiso de los colaboradores con la seguridad de la información.

Entre las actividades que deben realizarse, destacamos:

  • Establecer las políticas de control de hardware.
  • Identificar los activos de software.
  • Detectar el uso de herramientas y aplicaciones no autorizadas formalmente.
  • Actualizar la configuración de las aplicaciones y el buen uso de las contraseñas.
  • Mantener un nivel de monitoreo de seguridad.
  • Revisar de manera continua las vulnerabilidades.

Protección de los activos utilizando controles esenciales, grupo fundamental

Ahora, ha llegado el momento de proporcionar información acerca de la adopción de medidas más efectivas de seguridad de la información como:

  • Crear defensas contra ataques como malwares y virus.
  • Mejorar la protección de los correos electrónicos y de los navegadores.
  • Utilizar recursos de recuperación de datos.
  • Establecer mecanismos de protección de redes y puertas.
  • ¡Entre otras funciones relacionadas!

Desarrollo de una cultura de seguridad orientada a los datos, grupo organizacional

En este último paso, es importante establecer controles:

  • Entrenando y concientizando a las personas sobre la seguridad de la información y la necesidad de desarrollar habilidades relativas a dicha protección.
  • Gestionando el ciclo de vida de los softwares corporativos usando prácticas seguras de codificación para prevenir, detectar y corregir posibles debilidades.
  • Poniendo en marcha pruebas de seguridad para medir el potencial de defensa en ejercicios que simulen incidentes o intentos de invasiones hackers, así como una práctica de respuesta a incidentes.

La guía definitiva para implementar un programa de ciberseguridad en la empresa

Un programa de ciberseguridad es un conjunto de iniciativas, proyectos y actividades desarrolladas de manera sincronizada y progresiva con la finalidad de optimizar la protección de los datos corporativos y de clientes.

Esencialmente, la gestión de este tipo de programa busca orientar, monitorear, evaluar y mejorar todos los aspectos empresariales relacionados con la seguridad de la información, así como aportar datos valiosos para incrementar la calidad de la toma de decisión considerando diferentes esferas de protección como negocio, información y otros activos.

1. Planificación y organización

Para que esta etapa se cumpla de forma exitosa, es importante que los miembros de la alta gerencia o los empresarios en el caso de las pequeñas y medianas empresas se comprometan con el tema.

Este nivel de interés puede lograrse echando un vistazo a lo que ocurre en el ambiente externo y entendiendo que el avance tecnológico no solo ha ofrecido soluciones útiles, sino también amenazas.

De esta manera, estimular la adopción de una cultura inclinada hacia la protección de los datos se ha posicionado como un factor crítico para los negocios, independientemente de su rubro o tamaño.

Además de priorizar la concientización de los líderes, esta etapa abarca la definición del perfil de la amenaza y la evaluación de los riesgos de seguridad teniendo en mente la identificación de inconsistencias y sus amenazas potenciales.

2. Implementación

Luego de contar con el apoyo de los auditores y entender el valor de un sólido programa de ciberseguridad, se puede avanzar a este segundo paso que consiste en el desarrollo de normas, políticas y procedimientos que fundamenten y soporten los protocolos de seguridad de la información.

Asimismo, este punto abarca la evaluación de los riesgos, así como el desarrollo y la adopción de los recursos necesarios para atenderlos.

3. Operación y mantenimiento

Después de implementar el programa, es indispensable poner en marcha auditorías tanto internas como externas que verifiquen si los requisitos, las dinámicas y los controles de seguridad han sido incorporados de forma correcta.

4. Monitoreo y evaluación

Ha llegado el momento de acompañar los procesos de seguridad, analizar sus métricas e indicadores, así como detectar las acciones que proporcionan buenos resultados, cuáles medidas han sido deficientes para luego, fortalecer las efectivas, reestructurar las ineficaces y así iniciar un nuevo ciclo del programa, cada vez más eficiente y relevante.

Es importante señalar que no existe una receta única que garantice la seguridad de los datos empresariales. Por este motivo, las organizaciones necesitan identificar sus particularidades, urgencias y necesidades para luego, tomar decisiones más ajustadas y acertadas.

Por lo tanto, el responsable de la implementación del programa necesita analizar los activos y los procesos organizacionales, posteriormente, se encontrará apto para identificar los controles y las inversiones que deben priorizarse en términos de seguridad de la información.

En este sentido, el know-how del responsable será indispensable para promover un cambio expresivo en el área dejando de ser únicamente reactiva para manifestar un comportamiento proactivo, listo para predecir posibles inconvenientes y estructurar soluciones efectivas para evitarlos o, en su defecto, enfrentarlos

De hecho, para alcanzar este nivel de excelencia, es indispensable contar con profesionales altamente capacitados por eso, vale la pena recurrir a la tercerización contratando un proveedor con muy buena reputación en el mercado.

¡Esto ha sido todo por hoy!

Como compruebas, los marcos de ciberseguridad son herramientas significativamente útiles para asegurar la tríada CID -confiabilidad, integridad y disponibilidad-, también conocida como los pilares de la seguridad de la información.

Además de considerar todos los conceptos desarrollados en el artículo para incrementar la seguridad de la información, recomendamos que adoptes algunas medidas extras como:

  • Actualizar a los softwares corporativos regularmente.
  • Contar con herramientas de gestión de incidentes fortaleciendo la gobernabilidad administrativa.
  • Mantener un rígido control de los accesos a los programas y aplicaciones de la empresa incluso proporcionando autorizaciones de acuerdo con los puestos que ocupan.
  • Realizar copias de seguridad frecuentes –backups.
  • Mantener una administración de políticas adecuada de contraseñas.
  • Priorizar la capacitación de los colaboradores en este campo.

¿Te ha gustado nuestro post y deseas conocer más acerca de las medidas de ciberseguridad? Si es así, te invitamos a que accedas a nuestro artículo y descubras todo lo que siempre quisiste saber sobre este tema.

Suscríbete a nuestro boletín

Mantente al día de nuestras últimas noticias y productos