¿Qué es un Saas? ¡Aprende todo al respecto!

25 de noviembre de 2020

En la actualidad, es prácticamente imposible encontrar alguna persona que no utilice o, por lo menos, no haya incluso probado servicios como Spotify, Dropbox, PayPal, Netflix. ¿Sabías que estas marcas tienen algo en común? ¡Todas son tipos de Software as a Service o SaaS!

Este tipo de modelo de servicio se ha convertido en una tendencia en el mercado, generando clientes más satisfechos y empresas más rentables. Sin embargo, ¿qué es un SaaS y cómo puede contribuir para la mejora de los procesos organizacionales?

Hace algunos años, las empresas necesitaban invertir mucho dinero en la compra de programas informáticos, equipos como servidores y computadoras, así como en licencias, dado que la mayor parte de los sistemas no contaba con múltiples funciones.

En esta realidad, las compañías tenían que adquirir diferentes soluciones específicas dependiendo del área y de las tareas realizadas. Por ejemplo, era obligatorio comprar un software para gestionar la caja, otro diferente para controlar el inventario.

Evidentemente, la incorporación de la tecnología en el día a día ocasionaba gastos muy elevados y, a menudo, estos costos eran la razón de muchas quejas en el alto escalón corporativo.

Gracias a la transformación digital, el panorama ha cambiado y, en la actualidad, es posible integrar funciones en una misma plataforma y así, controlar diferentes sectores de la empresa mediante un servicio de cloud computing invirtiendo relativamente poco y obteniendo excelentes niveles de rendimiento.

¿Te gusta la idea de conocer más detalles sobre los software como servicio? ¡Sigue leyendo este artículo hasta el final!

Acá encontrarás todo lo que necesitas saber sobre este tipo de solución.

¿Qué es y cómo funciona un SaaS?

El Software as a Service, Software como servicio o SaaS es una innovadora solución de distribución de software y servicios que, por medio del almacenamiento en la nube, permite mantener la seguridad y la accesibilidad de los datos.

En el caso de las empresas, estos sistemas son especialmente importantes dado que permiten ejecutar numerosas tareas de manera remota utilizando tanto ordenadores como dispositivos móviles.

Básicamente, la principal característica de un SaaS es convertir un producto en un servicio, favoreciendo, de esta forma, el uso de software. De hecho, uno de los diferenciales de este tipo de sistema es su bajo costo de implementación, una vez que su puesta en marcha prescinde de la adquisición, instalación y mantenimiento de equipos y programas específicos.

Bajo esta perspectiva, el proveedor de servicio debe asegurar su gestión técnica en términos de seguridad de información, desempeño y disponibilidad, así como efectuar las actualizaciones del sistema.

Por lo general, los costos de adopción oscilan de acuerdo con el plan contratado por el cliente y, a menudo, las empresas proveedoras ofrecen posibilidades de upgrade o actualización acorde con las nuevas demandas del usuario.

¿Aún tienes dudas sobre su funcionamiento? En las próximas líneas, encontrarás las 3 principales características que definen el modelo SaaS:

1. Acceso seguro y controlado

El acceso a los datos es efectuado desde cualquier dispositivo conectado a Internet —incluso sin la necesidad de este— requiriendo únicamente la identificación del usuario y su contraseña. Por lo tanto, es un proceso eficiente y seguro, una vez que solo personas debidamente autorizadas pueden acceder a la información de la empresa.

2. Hospedaje en la nube

Todos los usuarios del SaaS comparten una sola infraestructura mantenida y gestionada a través de uno o más servidores centrales. De esta manera, las actualizaciones y los mantenimientos son realizados con más rapidez y efectividad.

3. Personalización

Debido a la forma como cada software como servicio es proyectado, es posible implementar cambios específicos acordes con las necesidades y los procesos corporativos, sin afectar su infraestructura básica.

En este sentido, vale la pena aclarar que, independientemente de las actualizaciones e instancias de mantenimiento, esta personalización es preservada durante el tiempo de contrato.

Como puedes ver, adoptar un sistema SaaS puede ser un gran diferencial para los negocios, incluso, puede convertirse en una valiosa ventaja ante la competencia.

6 beneficios aportados por un SaaS a las compañías

Las plataformas de software como servicio son esencialmente interesantes para las organizaciones pues posibilitan la integración de funciones promoviendo, de esta manera, una mejora en la productividad del equipo de trabajo.

Además de este punto positivo, la implementación de este tipo de solución tecnológica ofrece 6 beneficios a las empresas. A continuación, conócelos a detalle:

1. Bajo costo de contratación

Uno de los principales factores que contribuyen al aumento de los gastos corporativos es la adquisición de licencias. Ante la necesidad de reducir el impacto de esta dimensión, el uso de sistemas del tipo SaaS se convierte en una opción extremadamente atractiva y eficiente.

Al utilizar un software como servicio, la empresa paga apenas por la cantidad de licencias activas, como consecuencia, es posible eliminar drásticamente los gastos con licencias de software que no están siendo usados.

Gracias a esta facilidad, la empresa puede prepararse para la puesta en marcha de nuevos proyectos o cambios estructurales con cierta antecedencia.

2. Performance más eficiente

La ejecución de software corporativos no siempre es realizada en máquinas de última generación. Frente a esta situación, es indispensable contar con una herramienta de elevado rendimiento, capaz de adaptarse a los diferentes sistemas, pues esto incidirá directamente en la productividad y en la calidad de los productos y servicios ofrecidos por el negocio.

Debido a que las herramientas son ejecutadas directamente en el navegador o a través de una app, el consumo de memoria y la capacidad de procesamiento local suelen ser reducidos. Como resultado, la empresa puede contar con un recurso con excelente desempeño en diferentes tipos de dispositivos como ordenadores, smartphones y tabletas.

3. Actualizaciones automáticas regulares

Normalmente, la actualización de programas corporativos en grandes empresas suele ser un proceso burocrático y bastante demorado.

Esto sucede porque, para iniciar los cambios, los gestores necesitan solicitar autorizaciones, crear estrategias de migración y solucionar problemas relacionados con la falta de compatibilidad.

Felizmente, al incorporar un SaaS a la rutina empresarial, todos estos inconvenientes pueden ser eliminados rápidamente, ya que las empresas proveedoras distribuyen la nueva versión del software poco tiempo después de la actualización aparecer en el mercado.

En lo que concierne a la agilidad para obtener la nueva versión del software, esto genera un flujo de trabajo mucho más eficiente, rápido y rentable, una vez que el equipo de IT economiza tiempo y los profesionales pueden contar con un sistema más robusto.

4. Posibilidad de integrarse a otros sistemas corporativos

La mayor parte de los software como servicio ofrecen la posibilidad de integración con otros programas empresariales.

Uno de los mecanismos más efectivos para integrar los datos entre plataformas son las soluciones basadas en la web denominadas Application Programming Interface, APIs. Incluso, estas herramientas son extremadamente eficientes para integrar las aplicaciones en la nube y el software ERP utilizado por la empresa.

En efecto, el principal diferencial de las APIs es que posibilitan únicamente la integración de datos necesarios para ejecutar las acciones y los procedimientos organizacionales optimizando, de esta manera, la usabilidad del sistema.

5. Movilidad

Una plataforma SaaS posibilita que la empresa gane movilidad permitiendo que sus funcionarios y gestores desempeñen sus tareas desde otros lugares tan solo con disponer de conexión a Internet, una vez que todos los datos quedan almacenados en la nube. Por este motivo, el modelo SaaS ha logrado posicionarse como un recurso muy eficiente para las empresas que desean incorporar la dinámica de teletrabajo.

Otro punto positivo en términos de movilidad es que, en virtud del acceso temporal a servidores auxiliares, se puede garantizar la continuidad del trabajo aunque ocurran problemas en el servidor central.

6. Rápida corrección de errores

La innovación tecnológica ha generado muchas soluciones para las empresas, sin embargo, a medida que los sistemas evolucionan, aumenta la complejidad de los malwares y de los virus, es decir, de las amenazas de ciberseguridad.

En este sentido, la presencia de vulnerabilidades constituye una de las principales razones por las que las herramientas de captura y robo de información privada logran ingresar a los sistemas.

La utilización de SaaS en el día a día empresarial elimina los problemas de seguridad con bastante agilidad y precisión, pues los sistemas basados en la nube poseen robustas estructuras de seguridad y criptografía extremadamente eficaces.

De esta manera, la compañía puede contar con un soporte más rápido en el momento de rastrear vulnerabilidades, posibilitando así, que los problemas, fallas y errores sean encontrados y eliminados antes que ocasionen un gran impacto en las rutinas del negocio.

Al considerar los beneficios señalados en este material, es posible entender por qué la adopción de un buen software como servicio es esencial para las organizaciones modernas. Además, posibilita comprender la rentabilidad aportada por un negocio en este rubro.

Cuando el SaaS se adecua a las demandas corporativas permite reducir los costos operaciones, aumentar la productividad favoreciendo el intercambio de información y la agilidad de los procesos, optimizar la seguridad de los datos.

De hecho, todos estos diferenciales confluyen en la generación de negocios mucho más rentables permitiendo así, cumplir uno de los principales objetivos corporativos: aumentar las ganancias.

¿Cuáles son los principales indicadores SaaS?

Contar con indicadores de desempeño, también conocidos como KPIs, que muestren el panorama del negocio bajo diferentes perspectivas, es indispensable para el desarrollo y el crecimiento de las empresas en el mercado.

En este sentido, la medición es una actividad básica para asegurar que la empresa mantenga el control de sus estrategias y acciones, así como para adaptarse a las demandas y a las nuevas exigencias de su giro.

En efecto, no existe una fórmula óptima de verificación de la efectividad de los sistemas SaaS, una vez que cada organización tiene sus especificidades y requerimientos. Sin embargo, el análisis de cuán interesante y eficiente es la solución debe ser realizada considerando un número máximo de 10 KPIs. Pero, ¿por qué es necesario seleccionar un grupo determinado de indicadores?

Es recomendable limitar la cantidad de métricas para evitar quitarle efectividad y practicidad al proceso de monitoreo. A continuación, te presentamos las 10 principales métricas SaaS para validar el desempeño y el progreso de su uso:

1. Net Promoter Score

Seguro, en algún momento de la vida habrás respondido la siguiente pregunta:

“En una escala de 0 a 10, ¿qué posibilidades hay que indiques nuestra empresa para tu familia y amigos?”

Este es el Net Promoter Score, NPS. La métrica busca medir el grado de satisfacción de los clientes ante la marca. Luego de obtener las respuestas de los consumidores, es posible dividirlos en 3 grupos:

I. Detractores

Son los clientes que dan puntajes entre 0 y 6.

De hecho, no están satisfechos con el servicio e incluso, pueden afectar la rentabilidad de tu negocio, una vez que suelen manifestar críticas negativas para otros clientes potenciales.

II. Neutros

Estos consumidores aportan notas entre 7 y 8, mostrando un comportamiento pasivo. Más allá de no estar completamente satisfechos, continúan usando el sistema, pues consideran que esos puntos no son decisivos a punto de estimular el abandono.

III. Promotores

Son clientes que califican con un 9 o 10 demostrando, de esta manera, una posición favorable al mantenimiento de la relación con la marca. En este sentido, son poderosos influenciadores, dado que acostumbran recomendar la empresa para clientes potenciales.

Pero, ¿cómo se calcula? Pues, siguiendo la siguiente fórmula:

NPS = % promotores – % detractores

En definitiva, más allá de proporcionar datos importantes sobre el grado de satisfacción de los clientes a respecto del producto, este indicador es importantísimo para entender la perspectiva de los clientes ante la imagen de la empresa.

2. Churn Rate 

Este indicador, también denominado tasa de abandono, es capaz de identificar cuántos clientes la empresa ha perdido durante un período determinado de tiempo —semanal, mensual, anual—. Es decir, para una empresa SaaS, esta tasa mide la cantidad de clientes que han dejado de contratar sus servicios.

En definitiva, podemos decir que esta métrica está relacionada con la detección de problemas en la satisfacción del cliente. En este sentido, es esencial comprender que la insatisfacción puede ser ocasionada por 3 dimensiones:

  • calidad;
  • precio;
  • atención.

Calculando el Churn Rate

El cálculo de la tasa de abandono es bastante simple: divide el número de abandonos durante el período entre el número de clientes activos en el sistema. Si el Churn Rate es elevado, esto significa que los clientes no están satisfechos con el SaaS.

Por este motivo, al detectar una situación desfavorable mediante este indicador, debes actuar rápidamente buscando formas de reducir su impacto en el negocio como reestructurar el sistema.

3. Ticket Promedio

Esta métrica consta del valor promedio que cada cliente gasta contratando el servicio de la empresa. Es relevante señalar que, cada vez que un cliente contrata un paquete premium o con otras funciones añadidas, el ticket promedio aumenta de forma automática.

Calculando el Ticket Promedio

TP = Valor total de las ventas / número de clientes

Este indicador es fundamental para optimizar la planificación de la caja de tu empresa permitiendo así, seguir una buena estrategia para captar más clientes o aumentar el valor promedio de compras para obtener más rentabilidad.

4. Lifetime Value

Conocido como LTV, presenta el valor neto que cada cliente genera para la empresa durante un determinado período de tiempo. Es decir, mide su potencial de compra durante su relación con la empresa.

Calculando LTV

LTV = (ticket promedio x promedio de compras por el período) x promedio del tiempo que el cliente permaneció en la base

El cálculo de este indicador es importante porque permite revisar la estrategia de adquisición y retención de clientes, así como identificar si la empresa está logrando acceder al público adecuado.

5. Return on Investiment

Traducido al español como retorno de la inversión, ROI, el indicador evalúa la eficiencia de una inversión a medida que calcula su valor añadido para el negocio. Por esta razón, debe ser medido al inicio del proyecto y verificado a lo largo de su desarrollo en el mercado.

Esta métrica es esencial para la toma de decisiones, pues contribuye para que las empresas de diferentes sectores logren mejorar sus inversiones. En lo que concierne al sector SaaS, es relevante utilizar este KPI, dado que identifica si los esfuerzos para mantener y optimizar el software están aportando resultados satisfactorios.

Calculando ROI

ROI = (Ingresos generados por la inversión – Valor invertido) / Valor invertido

Luego de calcularlo en diferentes períodos, es posible conocer con precisión si vale la pena o no invertir recursos (tiempo y dinero) en el software como servicio aportando, de esta manera, más confianza y seguridad a la toma de decisión.

6. Costo de Adquisición de Clientes

La estructuración de una amplia base de clientes requiere invertir en diferentes estrategias de marketing que permitan la conversión de leads en clientes.

Para que este proceso sea eficiente y aporte los resultados esperados, es esencial monitorearlo utilizando este indicador, puesto que permite a la empresa entender cuál es el costo de adquisición de nuevos clientes implementando diferentes acciones de mercadeo.

De hecho, el indicador CAC no proporciona información cualitativa acerca de la inversión, sin embargo, aporta datos valiosos para la realización de proyecciones de costos y la adecuación con las estrategias del negocio.

Calculando CAC

CAC = (Inversión en marketing + inversión en ventas) / total de clientes conquistados para integrar la base activa

Al hacer el cálculo de CAC, recuerda que los 3 componentes deben pertenecer al mismo período.

Recuerda, los costos muy elevados de adquisición pueden indicar que las estrategias no están ofreciendo un retorno satisfactorio, por lo tanto, trata de medir el CAC para cada canal de ventas utilizado por la empresa.

7. Monthly Recurring Revenue

El ingreso mensual recurrente es un indicador esencial para las empresas proveedoras de servicio SaaS por contrato decidir a respecto de inversiones ya sea para mejorar la calidad de su producto o posibilitar su crecimiento en el mercado.

En efecto, este indicador sirve para calcular los valores mensuales aportados por los clientes e, incluso, es un excelente KPI para estimar los futuros ingresos al cuadro de la empresa, una vez que une las áreas estratégica y financiera.

Calculando MRR

El cálculo de este indicador es bastante simple, sin embargo, es necesario medirlo de forma separada para cada producto y luego sumar los valores. Por ejemplo, tienes 10 clientes que pagan $5 por mes para tener acceso a tu servicio básico y otros 3 pagan $8 por tu plan premium.

MRR = (10 * 5) + (3 * 8) = 74

Sin dudas, es una métrica extremadamente importante tanto para el día a día corporativo como para la toma de decisión estratégica, ya que permite identificar si el uso del SaaS es rentable para la empresa.

8. Average Revenue Per Account

La métrica ARPA, traducida como ingreso mensual promedio por cliente, es relevante para la creación de estrategias que promuevan el aumento de los ingresos durante el período. Además, esta métrica es interesante para conquistar nuevos clientes y controlar la tasa de abandono.

Calculando ARPA

Para obtener este dato, es esencial que cuentes con el valor de MRR. De esta manera:

ARPA = MRR / número de clientes activos

Como puedes ver, este indicador tiene una importante connotación en la toma de decisiones organizacionales.

9. Gross Margin

Conocido en español como margen bruto, el indicador señala cuánto la empresa puede invertir en su propio crecimiento. Su valor es encontrado considerando la diferencia entre el precio de venta del servicio y el precio de costo.

Calculando GM

GM = [(Ventas – Costo del servicio) / Ventas] * 100 

De hecho, el indicador permite evaluar la salud del negocio. En este sentido, es esencial señalar que, a medida que crece su porcentaje, aumenta el valor añadido de la empresa.

10. CAC Payback Time

Esta métrica calcula el tiempo necesario para que la empresa recupere el valor invertido en un determinado proyecto, en este caso, en la plataforma SaaS.

Calculando CAC PT

Es una métrica más compleja, para calcularla, es necesario que consideres el CAC, ARPA y GM.

CAC PT = CAC / (ARPA * GM)

Este cálculo es imprescindible para que los gestores identifiquen la eficiencia del capital. Bajo esta perspectiva, cuanto más corto es el período de retorno, más rentable será la empresa.

Esperamos que al llegar hasta acá, hayas comprendido que tener un negocio SaaS requiere conocimiento y mucha atención a las nuevas demandas de mercado. Además, es esencial tener control del proyecto considerando los indicadores apropiados a la realidad de la empresa y a las especificidades del servicio.

¡Conozca ahora mismo las soluciones de IKUSI!

Suscríbete a nuestro boletín

Mantente al día de nuestras últimas noticias y productos