Ciberataques en home office

Una de las consecuencias de la pandemia ha sido el crecimiento acelerado del esquema de home office. Aunque este modelo de trabajo puede traer muchos beneficios a empresas y empleados, también es cierto que representa un riesgo, sobre todo si consideramos que los ciberataques en el home office son una amenaza constante y cada vez mayor.

Por eso hemos preparado este contenido, para que conozcas todo sobre los nuevos retos de la ciberseguridad con este esquema laboral; además te presentamos algunas acciones que puedes realizar para disminuir los riesgos de sufrir un ataque.

¿Por qué los ciberataques son una creciente amenaza con el home office?

Puede costar trabajo creerlo, pero trasladar un entorno físico hacia el mundo digital es más complejo de lo que parece. Aunque es cierto que la infraestructura básica para cambiar el esquema puede adquirirse fácilmente, lo cierto es que las bases para que una empresa funcione de manera adecuada de forma remota no son tan sencillas.

Por eso es que los ciberataques han incrementado tanto, ya que utilizar un entorno creado con fines ajenos a lo empresarial puede poner en riesgo la integridad de tu compañía.

Claro puede parecer más sencillo comenzar a migrar el esquema presencial a uno remoto con herramientas que se encuentran al alcance de toda la gente, pero a la larga esta decisión puede costarle mucho a tu empresa, ya que no tendrá acceso a servicios que la protejan contra phishing, ataques de malware y otras amenazas sino se planea de manera adecuada.

Además de esto, la falta de capacitación a empleados dejó en un estado de vulnerabilidad constante todos los datos de las empresas que comenzaron a utilizar plataformas poco especializadas o no adecuadas para intercambiar información confidencial.

Las circunstancias de muchas empresas las dejan expuestas a toda clase de riesgos desconocidos. Por eso te hablaremos más de ellos a continuación, así será más fácil que puedas proteger a tu compañía de las amenazas.

¿Cuáles son los principales riesgos en home office?

Como ya te contamos, poner en práctica el modelo de home office requerirá de equipos de cómputo, internet y también una infraestructura especializada que cuide la información y acceso a cualquier elemento de tu empresa que se encuentre en el plano digital.

De otra manera, dejarás expuesta la información y otros datos a amenazas como las siguientes:

1. Robo o pérdida de información

Si utilizas un sistema de almacenamiento en la nube proporcionado para uso personal, aunque mantengas contraseñas para resguardar tus archivos, no cuentas con un sistema dedicado para almacenar la información de tu empresa.

Ya que el servicio de almacenamiento que utilizas no está especializado en el ámbito empresarial, corres el riesgo de que alguien más acceda a tu cuenta y, eventualmente, a toda tu información, ya sea para robarla, borrarla o secuestrarla y pedir un rescate (ransomware).

2. Aplicación de técnicas de Phishing

Este es otro riesgo al que puedes estar expuesto si no te encargas de integrar un entorno seguro y con todas las medidas para tu esquema de home office.

Si te pareció grave la pérdida o robo de información confidencial o importante de tu empresa, ser suplantado en una cuenta de correo, por ejemplo, puede ser aún peor. La relación con clientes, socios y proveedores podría arruinarse debido a un incidente de este tipo.

3. Acceso o daño a información confidencial

Es similar al robo o pérdida de información, la diferencia tiene que ver con el tipo de datos al que acceden. Este tipo de riesgos puede frustrar una nueva estrategia que tu empresa hubiera planeado o revelar el secreto de formulación de tu producto.

También puede ser que algún equipo con acceso a tu base de datos se infecte con un malware o código maligno que termine por dañar esta información y cualquier otra de tu empresa.

Para reducir estos y más riesgos, puedes optar por elegir un entorno o varios servicios de seguridad basados en la nube. Te contamos más sobre esto a continuación.

¿Cómo es la seguridad en la nube?

Es cierto que muchos de los servicios personales de la actualidad se basan en la nube, la diferencia entre estos y las alternativas empresariales tiene que ver con la seguridad en la nube.

Las soluciones que contemplan servicios con seguridad en la nube suelen considerar varios aspectos fundamentales como sistemas de autenticación, respaldos de información, asistencia de expertos, VPN entre otros, lo que permiten proteger la estructura y transforma la interacción de trabajo remoto en una actividad segura.

6 recomendaciones para resguardar la información de tu empresa para extender la seguridad en tu home office.

1. Cambia la infraestructura actual de forma consciente hacia la nube

Si ya cuentas con soluciones empresariales para ciertos ámbitos en la nube, puedes mejorar su rendimiento con diferentes herramienta de ciberseguridad basada en la nube (o mejor aún, con un esquema híbrido), verás que te dará tranquilidad de seguir con tus procesos de negocio aún y cuando tus colaboradores se encuentren en home office.

No te olvides de investigar, analizar y elegir la mejor solución con base en las necesidades de tu empresa.

2. Ofrece capacitaciones y actualizaciones de seguridad a tus empleados

Si brindas capacitaciones y actualizaciones adecuadas a tus empleados, será mucho más difícil que caigan en trampas de delincuentes y otras personas en el mundo digital que buscan vulnerar las barreras y obtener información confidencial.

Considera a las plataformas de ciberseguridad que incluyen estas capacitaciones y cursos de actualización en sus planes. De esta manera será mucho más sencillo que lleves a cabo esta acción y que tus empleados estén siempre al día.

3. Asegúrate de que la solución de protección de dispositivos que elijas ofrezca visibilidad de incidentes

Contar con un sistema especializado en el ámbito empresarial para protección de dispositivos que cuenten con mecanismos avanzados de detección y respuesta ante un posible riesgo identificado, mejorará las posibilidades de enfrentar un ataque, ya que tendrás mecanismos especializados en el tema que podrán plantear un mejor plan de acción ante cualquier problema o contingencia en conjunto con tus especialistas internos o bajo un esquema de servicio con un proveedor especializado.

4. Utiliza métodos de protección adicional

Ya sea que se trate de un sistema de doble autenticación, un control de acceso, una administración de cuentas privilegiadas o un firewall/ips para tus endpoints, tener en cuenta este tipo de protección reforzará la seguridad de tu información.

5. Realiza análisis constantes para conocer tus vulnerabilidades

La tecnología sigue avanzando y con ella los sistemas más robustos pueden comenzar a presentar vulnerabilidades. Si contratas un servicio que se mantenga al pendiente y te entregue los resultados de análisis constantes, podrás reducir las posibilidades de sufrir un ataque. Es muy importante considerar los dispositivos que son utilizados en el esquema de home office dentro del alcance de tu revisión continua.

6. No te olvides de los respaldos

Podrás enfrentar mejor un ataque si cuentas con un respaldo de toda tu información. Incluso te conviene contar con una opción de infraestructura que te permita seguir con tus actividades en el mundo digital en caso de una emergencia. Siempre utiliza medios autorizados o provistos por los responsables dentro de tu empresa.

Si quieres saber más sobre cómo puedes proteger a tu empresa de ciberataques, consulta nuestro contenido sobre ciberseguridad y aprende todo lo que necesitas saber de este tema.

Solicita información
×
Consentimiento
Consentimiento(Required)